Translate

21/2/13

Magdalenas de maíz dulce

¡Qué ricas están las magdalenas! ... pero ¿y la dieta?...
Bueno, podemos tomar un par de magdalenas de maíz por persona. Dentro del método higienista de alimentación también hay cabida para la repostería. Puede que no estén tan dulces como las clásicas, pero es un dulce al fin y al cabo. Lo mejor de todo es su bajo contenido energético: 2 magdalenas aportan unas 290 calorías, de las 2000-2500 que debemos consumir a lo largo del día.
Hoy te explico como preparar estas magdalenas de maíz, o con maíz, mejor dicho.

Ingredientes para 12 magdalenas (2 o 3 por persona)

1/2 taza de maíz dulce en conserva
1/2 taza de harina integral
2 cucharadas colmadas de harina de maíz
2 cucharadas de azúcar o las equivalentes de edulcorante
1 sobre de polvos de hornear (levadura blanca)*
La ralladura de un limón*
1 cucharada colmada de margarina light
2 huevos grandes
1 yogurt desnatado
* estos ingredientes se pueden sustituir por gasificante+acidulate que se venden juntos en algunas tiendas y supermercados. Sería un sobre de cada.

Preparación:
Separa las yemas de las claras y, en un bol, monta las claras a punto de nieve fuerte.
En otro bol bate las yemas con el azúcar hasta que se disuelva y tengas una crema. Mezcla el gasificante y el acidulante con las harinas y agrega a las yemas con azúcar, sin dejar de mezclar con el batidor de varillas. Es muy importante que uses varillas, pues aportarán aire a la masa. Cuanto más aire más subirán las magdalenas. Incorpora la margarina derretida pero no demasiado caliente, y el yogurt desnatado. Mezcla hasta obtener una masa homogénea. 
Pasa por harina normal el maíz y con ayuda de un colador, elimina la harina sobrante. Agrega el maíz a la masa y remueve ligeramente. Este enharinado evitará que el maíz se vaya al fondo en el molde.
Añade las claras montadas y voltea con suavidad para que se mezclen sin que se desmonten.
Calienta el horno a 210ºC.
Rellena los moldes de las magdalenas hasta 2/3 de su volumen. Colócalos en los soportes de silicona adecuados para que no se desparramen y ponlos en la bandeja del horno en la parte media-baja durante 20 minutos aproximadamente, con el calor sin convección en las placas de arriba y abajo. 
Cuando estén doradas por arriba estarán listas. Apaga el horno y abre un poco la puerta pero no las saques para evitar que se te bajen. Esto suele pasar sobre todo en invierno, por el contraste tan brusco de temperatura.
Deja que se enfríen y a comer.
Es posible que se te pegue un poco el papel. Eso ocurre porque lleva poca grasa, pero no queremos engordar ¿verdad?.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Regístrate para publicar tus comentarios.

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.